Skype maquilla con alta tecnología el mundo de la moda

Cada vez más pequeños negocios usan Skype para llegar a una audiencia más amplia, más allá de su situación geográfica. Desde pintores de retratos hasta esteticistas, más y más personas descubren que las vídeo llamadas son una fantástica manera de expandir y diversificar sus negocios, al mismo tiempo que mantienen un servicio personal y que permite las relaciones cara a cara.

Hemos descubierto hace poco que un montón de gente creativa está usando nuestra tecnología para llegar a más clientes, ofrecer sus conocimientos profesionales y proveer de servicios de estética realmente únicos. Hillary Cooper es una bien conocida estilista de Nueva York. Hillary afirma que su misión es convertir el shopping en una experiencia gratificante, sensible y divertida, de un modo eficaz y precio ajustado dentro del mundo del estilo y la moda. Trabajando como estilista integral tanto para hombres como para mujeres, se confiesa adicta al encontrar el look adecuado para cada persona, ocasión y presupuesto.

Hillary y sus niños en una sesión fotográfica
                       Hillary y sus niños en una sesión fotográfica

 

El título de “estilista personal” está probablemente en el top de profesiones soñadas por la mayoría de la gente, así que tuvimos una charla con la gurú Hillary sobre cómo ha llegado a formar parte del glamuroso mundo de la moda y cómo su uso de Skype ha hecho crecer su negocio cool de consultoría.

“Fue después de que tuviera a mi hija, Rachel. Decidí que iba a volver al trabajo, por mí misma, pero también por hacer algo que me apasionara. Me encanta dar momentos “Cenicienta” a mis clientes.”

¿Quién tiene tanta suerte como para recibir el servicio de esta hada madrina? ¿Son hombres de negocios y mujeres, famosas estrellas o acuden a su guía con el propósito de mejorar sus relaciones públicas o comerciales?

“Un poco de todo. Aproximadamente el 80% de mis clientes son mujeres, pero trabajo específicamente con hombres cuando hablamos de fiestas nupciales. Mis clientes abarcan un amplio espectro: desde altos cargos públicos a personas muy discretas que prefieren mantener su privacidad al máximo. Mis tarifas también se ajustan a su presupuesto.”

De estilismos corporativos a otros peculiares, todo depende de los accesorios.
De estilismos corporativos a otros peculiares, todo depende de los accesorios.

Hillary usa a menudo Skype cuando se trata de aconsejar a los clientes sobre las últimas tendencias o en cómo vestirse apropiadamente para un evento en concreto, dando un aire estiloso a todo el proceso.

“Skype ha sido fabuloso tanto para mí como para mis clientes, me da la posibilidad de ver gente de Los Ángeles a Wisconsin o Cincinnati. Mis clientes se sienten felices al saber que están recibiendo consejos de estilismo y tendencias, directamente desde Nueva York a sus casas.”

De hecho, la clientela de Hillary ha crecido exponencialmente mientras usa Skype, no solo desde los Estados Unidos sino también desde Rusia. El éxito de emplear Skype reside en que es casi como estar allí mismo en persona. La flexibilidad de hablar cuando les venga bien a Hillary y sus clientes es total y el hecho de que esté disponible desde cualquier dispositivo es un extra. Para Hillary, todo el proceso es realmente simple y provechoso:

“Skype me permite ver y hablar con la persona, y obtener una idea de su personalidad. Y aún más, veo donde viven y hago un tour por su hogar, lo que realmente me dice mucho sobre su “estilo personal”. El modo en el que mis clientes habitan su hogar realmente habla de su personalidad y como podré ayudarles a traducirlo en su vestido y percepción pública.”

3

Algo que también resulta fantástico de Skype es que ayuda a romper barreras. Se siente mejor a nivel personal ya que permite a la gente mostrarse más abierta y expresiva de lo que sería en la vida real. Hillary admite que ha vivido todo tipo de situaciones emotivas durante una vídeo llamada.

“Mis clientes se sienten bien usando Skype. Por supuesto que es mejor encontrarse personalmente, pero después de eso, Skype es la siguiente mejor opción.”

El negocio de Hillary también aconseja a novias y novios para su gran día. Aunque suele suceder que algunas de sus clientas suelan estar más que familiarizadas con todo el proceso de escoger ese vestido “único en la vida”. Esto es lo que responde Hillary cuando le preguntamos cuantas consultas de Skype le lleva escoger el vestido perfecto:

“Depende del cliente: diría que en la segunda boda lleva menos tiempo que en la primera, donde suelo dedicar una docena de sesiones con las novias.”

¿Siguientes pasos para Hillary? Parece que le va a dedicar algo de tiempo a su propia marca de ropa, BASIC

“BASIC hace exactamente lo que su nombre indica, ofrecer piezas básicas y esenciales que pueden ser mezcladas y combinadas de arriba abajo, siendo fáciles de cuidar. De gran calidad, tendencia, con precios ajustados y lavables. ¡Unos básicos en el armario de cada mujer al alcance de todas mis chicas!”

Para usar todas las nuevas características de Skype, asegúrate que tienes instalada nuestra última versión en todos tus dispositivos. Entra en nuestra web para descargar Skype.